OVNI EN VESPUCIO

Diario “El Tribuno” de Salta -Argentina – 21 de Julio de 2002

Vespucio/ El fenomeno causo conmocion en el pueblo petrolero
AVISTARON UN OVNI DE GRANDES DIMENSIONES

Colateralmente se corto el servicio telefonico de toda la zona y hubo fallas en varias maquinarias.
Cristina Carrazan de El Tribuno

Un objeto volador no identificado (OVNI) de grandes dimensiones y de intensa luminosidad, fue avistado el lunes entre las 20.50 y las 21.30 en la localidad de Campamento Vespucio a siete kilometros al Oeste de General Mosconi y aproximadamente a 350 kilometros al Norte de la capital salteña.

El suceso causo conmocion en esta localidad, que fuera hasta no hace mucho la capital hidrocarburifera del Noroeste Argentino y que tras la privatizacion de la empresa estatal Yacimientos Petroliferos Fiscales (YPF), se encuentra semivacia.

La presencia del objeto, visible a simple vista sobre los boscosos cerros tropicales de la sierra de San Antonio, que sirve de limite natural de la zona, era del tamaño y formas de una pelota de rugby.

La gente de Vespucio salio a las calles a observar el objeto, que permanecio inmovil durante 40 minutos, pero que de pronto desaparecio rumbo al Poniente a una velocidad “asombrosa”, segun los testigos.

Una ama de casa -que prefirio que su nombre no fuera mencionado- dijo que “era algo extrañamente bello. La intensidad de la luz era enorme aunque curiosamente no provocaba efecto de encandilamiento”.

La misma mujer dijo que “todos estabamos maravillados en un principio pero nos pusimos nerviosos cuando nos dimos cuenta que paralelamente al fenomeno, los telefonos dejaron de funcionar y los sistemas electricos de varios automoviles quedaron como muertos, haciendo imposible arrancarlos ni encender sus luces”.

En Tablillas

Los habitantes del paraje Tablillas, situado tres kilometros al interior de la quebrada donde se asienta Campamento Vespucio y eventualmente mas cerca del OVNI, no se mostraron sorprendidos por el suceso, ya que, dijeron, “estamos habituados a ver estas singulares cosas luminicas desde 1.999, siendo recurrente el hecho de que cada vez que aparecen se originan fallas en los sistemas motrices y electricos”.

En el lugar, viven unas pocas familias, todos ex obreros y empleados de YPF quienes despues de la privatizacion prefirieron quedarse en el lugar al que se accede por un camino sinuoso y de tierra y que lleva al area de operaciones de la petrolera Pan American.

La via conduce tambien a otros pozos de gas y petroleo que en la actualidad no registran ningun tipo de actividad.

La familia Olima, es una de las que residen en Tablillas. Constituida por el matrimonio y 13 hijos, ocho de los cuales – de entre diez y 24 años- viven en la casa paterna, fue espectadora privilegiada del suceso.

Empero, ninguno de los miembros del grupo mostro -al contrario de lo que ocurrio con los habitantes de Vespucio- sorpresa. “Estamos acostumbrados”, confesaron al equipo periodistico de El Tribuno que se constituyo en el lugar.

Gabriel Olima, de 22, un ex estudiante de ingenieria que por cuestiones economicas no pudo seguir con su carrera y que trabaja junto a su padre en un taller que tienen en la misma casa y se dedica ademas a la apicultura, relato que “a estos OVNI los vimos muchas veces, a partir de 1.999. “La gente no nos creia, por temor o por escepticismo, pero las apariciones son tan habituales que hasta hemos llegado a determinar que son visibles entre julio y agosto de cada año. Ni antes ni despues”, asevero el muchacho.

“Una vez vinieron dos personas de un canal de Buenos Aires y los trajimos para que filmen. Hicieron el trabajo pero no se porque razones, jamas lo exhibieron publicamente. Cuando filmaban, parecian asustados y uno de ellos me dijo que “eso” que brillaba no era nada conocido, que era “algo muy raro”. Nunca mas volvieron”.

Por su parte, Fabian Olima, de 24, señalo que “este o estos objetos parece que tienen horarios porque siempre se hacen ver entre las 20 y las 21. Estan ahi, se quedan unos 40 minutos y despues desaparecen a gran velocidad” afirmo.

Gabriel conto que en una oportunidad, cuando “la cosa” aparecio detras de un cerro distante no mas de cuatro kilometros de su vivienda, decidio ir a investigar. “Queriamos ver que era, de que se trataba. Salimos con mi papa desde la casa para llegar al otro cerro. Corrimos por algunos senderos pero de pronto tomo velocidad y desaparecio como una bala”.

“Es imposible que lo confundamos con una estrella porque esta muy bajo, de a ratos cambia de color entre celeste, rojo o amarillo. Una vez buscamos un largavista y descubrimos que a simple vista parecia estar quieto, pero con la lente registraba un movimiento constante como si temblara” acoto Sandra, de 15 años, quien junto a su hermana Miriam, de 14, aseguraron que “el mas interesado en desentrañar el misterio es Gabriel”.

“Lo que cambio -enfatizo Fabian – es la distancia. Antes lo veiamos muy lejos pero la noche del lunes estaba mas cerca que nunca”.

“Quizas estan tomando confianza y cada dia se acerquen un poco mas” bromearon los restantes Olima.

Comentarios
Ir a la barra de herramientas