UN OVNI CAE EN GENERAL CAMPOS, PROVINCIA DE ENTRE RIOS.

EL EQUIPO DE VISION OVNI EMPRENDE

LA INVESTIGACION DE UN CASO

EN ENTRE RIOS

El equipo de Vision Ovni, se encuentra abocado, en la investigacion denominado “Caida en Campo Grande”, que a fines de los años 70, causo gran conmocion en la provincia de Entre Rios, un caso muy cercano al pueblo del cual, el actual Gobernador de la Provincia, Sergio Uribarri, fue intendente en 1985

En una apacible madrugada del 21 de diciembre de 1978, siendo la 2 am, los vecinos se despertaron abruptamente, por un potente estallido y el ensordecedor aullido de los perros. Ante el hecho, muchos fueron los que al asomarse, observaron un objeto incandescente, desplazandose de Este a Oeste y dejando multiples los fragmentos metalicos que cayeron en la estancia San Jose, de la localidad de General Campos, en la provincia de Entre Rios, Argentina.
Se supo mas tarde, que el objeto, fue visto en Cordoba, y en Santa Fe, dibujando un recorrido imaginario recto, hacia el Oeste de General Campos.


Ubicacion de General Campos en el mapa de Entre Rios.

LOS TESTIGOS:
En la provincia de Cordoba, fueron testigos presenciales el matrimonio compuesto por Americo Navarro y Amelia de Navarro, quienes declararon:
“Como a las tres de la mañana del jueves pasado no podia dormir y fue cuando dirigi mi mirada hacia la ventana, asombrado por la aparicion del fenomeno que componian tres objetos iguales unos de otros, a los que compararia con sifones puestos horizontalmente, pero sin picos, con leves ovulaciones en la parte superior e inferior y que iban como unidos unos de otros o muy juntos, como un trencito. Me llamo la atencion el marco de colores que rodeaba a los objetos, compuesto el objeto en si de color verde claro y la luminosidad que lo rodeaba de color amarillo intenso que gradualmente se hacia mas claro. Al llegar a dos cuadros dentro de la reja de la ventana desperte a mi esposa, quien vio el mismo cuadro. Para seguir su trayectoria mejor me levante y me asome por entre las rejas de la ventana, viendo que seguian avanzando con la misma velocidad del comienzo perdiendose a lo lejos sin ningun cambio de altura, color, ni direccion ya que seguian como al comienzo o sea de Oeste a Este”.


Dibujo obtenido por el investigador Victor Daniel Mamondi, para la Revista Cuarta Dimension Nro 66

Otro testimonio, es el que brindara Armando Poletti, viajante de comercio, que ese mismo 21 de diciembre a las 2:55 am, se dirigia en su automovil desde Rafaela a Santa Fe.
“Llamo mi atencion, algo que ocurria en el cielo. Dos extraños objetos luminosos, despedian una iluminacion color naranja, se desplazaban a gran velocidad.”

Otro testimonio, lo aportaron los choferes de la empresa General Urquiza, que junto a todo su pasaje, que a pesar que muchos dormitaban, fueron despertados para ver el fenomeno, apreciaron la evolucion de ambos objetos en los cielos de Gualeguaychu. “Desarrollaban una velocidad fantastica, sin emitir ningun tipo de ruido”, dirian los pasajeros Alonso Lobato y Maria Ines Sirimarco.

Otros observadores, fue un matrimonio de La Francia (cordoba), que se dirigia hacia Angelica (Santa Fe), quienes detuvieron el automovil para ver el paso de los objetos.
Ariel Fabre, en la ruta 20 que transitaba desde Chepes (La Rioja) rumbo a Salsacate Cordoba, fue testigo de su paso.

LOS RESTOS QUE CAYERON EN LA ESTANCIA SAN JOSE

Uno de los principales protagonistas de lo sucedido en la Estancia San Jose, en Lucas Noreste (Departamento Villaguay) fue su encargado Ramon Acosta, que mientras daba las ultimas cebadas a su mate, para salir a recorrer el campo de los arrozales de Santiago D. Ferrari, no penso nunca que seria un protagonista principal de este caso.
Cuenta Acosta, que los perros estaban muy intranquilos y empezaron a ladrar sin pausa, llamando su atencion. Salio de su rancho e instintivamente miro hacia el cielo, viendo dos objetos muy luminosos que pasaron a gran velocidad con rumbo a la zona de Salto en Uruguay. El no duda en declarar que uno de los objetos parecia estar cayendo.
A unos pocos kilometros, se encontraba saliendo de su casa para arar el campo de Ferrari, se Miguel Angel Romero, tractorista. El no llego al tractor, cuando escucho una fuerte explosion. “Me venia de arriba y me hizo levantar la cabeza”, declaro el hombre. “Crei que habia estallado un avion enpleno vuelo. Vi un tremendo resplandor de varios colores y enseguida varias explosiones, mas atenuadas, para volver a quedar todo en silencio. Vi como caian muchas lucesitas, como desprendidas de una bengala gigante. Ingrese a mi casa para contarle a mi señora, que a esa altura estaba sentada en la cama, ya que la explosion la habia desertado. Comence a trabajar a las 3:30 am, y a eso de las 7 am, cuando ya habia sol, observe delante del tractor, algo que brillaba. Pense en una botella o en un terron mojado, pero a medida que me acercaba vi que era algo incandescente.
Resulto ser un trozo de metal que subi en la parte de atras del tractor con la ayuda de dos maderas. despues supe que hubo muchos mas en campos vecinos, pero los peones despues de recogerlos lo devolvieron a los pastizales y arroyos. En San Salvador es donde mas cayeron.”

Tomamos contacto con Santiago Domingo Ferrari, telefonicamente, quien estaba en reposo por una enfermedad reciente. Pudimos conversar con Gladys D Amico, que confirmo todos los dichos y que se bien predispuso para darnos una entrevista personal y darnos mejores detalles del caso.

Nora Susana Baez, propietaria de una casa quinta en la zona de San Jose, fue otro testigo importante esa noche. Por la alta temperatura, no podian dormir y aun continuaba en la piscina, por lo que pudieron oir la explosion y ver las luces que caian a tierra. En su casa-quinta, cayeron tambien restos.

En relacion a los restos que cayeron en la estancia San Jose, fueron recuperados y puestos a disposicion del diario El Heraldo, de Concordia.
“Pudimos tener en nuestras manos uno de los trozos metalicos desprendidos del objeto volador que surco el espacio aereo de General Campos en la madrugada del 21 Es una chapa metalica de 14 cm de ancho en su parte maxima, y de 12 cm de diametro (sic) en su parte mas angosta. Un espesor de 2 mm. Los bordes estan derretidos como si hubieran sido quemados por un soplete de soldadura autogena.


Dibujo obtenido por el investigador Victor Daniel Mamondi, para la Revista Cuarta Dimension Nro 66

“El metal era muy duro, con los bordes quemados, derretidos y en otros sectores como arrancados por la explosion. En la superficie habia leves rastros de pintura contra la friccion de la atmosfera. Tambien habia rastros de oxidacion. Nuestra impresion personal es que se trata de los restos de una chapa protectora de algun cohete de lanzamiento de satelites, aunque siempre queda la ilusion de que se tratara de un objeto extraño.
“Pudimos rescatar solo ese trozo; los demas fueron desperdigonados por los peones del campo”. “declaraciones de Carlos Liebermann, director del periodico El Heraldo.

Un excelente articulo publico Enrique O. Sdrech con fotos de Jose Casal para Revista R2000. (3 de enero de 1978), que permitieron exhibir las piezas antes de que se las lleven funcionarios de la Fuerza Aerea.

LAS PIEZAS SON ENTREGADAS A LAS AUTORIDADES.

El Diario El Heraldo a traves de Libermann, convoco a la Fuerza Aerea Argentina, que por aquel entonces, intereso la curiosidad del Brigadier Rubens Omar Graffigna, que quiza, por la importancia de este caso de General Campos, haya sido el impulsor, para la creacion de una comision en el seno de la Comision Nacional de Investigaciones Espaciales (CNIE), que por esos tiempos dependia de la Fuerza Aerea Argentina. La misma estaba a cargo de los Capitanes Carlos Augusto Lima y Elanio Rodriguez, que funciono hasta el año 1987.
Fue asi que deciden enviar al ingeniero aeronautico, del Departamento de Energia Eolica, Juan Jose Mañe, y el primer teniente Roberto Hugo Vazquez, Jefe del Departamento de Electronica de la Comision Nacional de Investigaciones Espaciales, dependiente de la Fuerza Aerea Argentina, recogieron los trozos de manos de Carlos Libermann.

Hicieron breves declaraciones, como la confirmacion que ese metal, no provenia del instrumental perdido al desprenderse de un globo sonda lanzado por la Fuerza Aerea para realizar estudios atmosfericos. Señalaron que se trataba de una aleacion muy dura, resistentes a las altas temperaturas y a la friccion producida en el roce con la atmosfera.
Fuentes oficiales dejaron trascender, que pudieran pertenecer a restos de satelites que se encuentran en orbita alrededor del planeta y que se desintegran al terminar su vida util.

Estos oficiales, no se dejaron fotografiar, y luego de llevarse la pieza, nunca mas se supo de ellos y mucho menos de los informes con los resultados hasta el dia de hoy.
Hemos podido ubicar al Ing. Mañe, despues de de 35 años, quiza la verdad salga a la luz. Pronto daremos detalles de esta investigacion, porque siendo que fueron parte de la Division Ovni de la CNIE, dependiente de la Fuerza Aerea Argentina, entendemos que un expediente sobre este suceso puede salir a la luz.

Articulos periodisticos que hablan de la presencia de los funcionarios de la CNIE


Diario La Capital, domingo 7 de enero de 1979


Diario La Razon, domingo 7 de enero de 1979

La revista Siete Dias, contacto a los oficiales de la Fuerza Aerea Argentina, quienes indicaron que la pieza, conocida popularmente como “manija de puerta”, estaba hecha de una muy fuerte aleacion resistente a la friccion producida por el contacto con la atmosfera. Agregaron que la pieza no era parte de un avion o un globo meteorologico, aunque no dijeron de que se trataba.
Un bioquimico de la ciudad de Concordia, realizo pruebas con acido, confirmando que no hacia efecto en el metal

OTRO ARTICULO INTERESANTE ES EL PUBLICADO EN EL Nro 66 DE LA REVISTA CUARTA DIMENSION

Esta investigacion, que se brinda a traves de un informe Z-28 San Miguel, tal cual brinda el titulo de su autor en la publicacion, aporta nuevos datos, como la aparicion mas tardia de nuevas piezas.
Un trozo de metal de 17 Cm de largo, 14 cm de amcho, con un peso de 200 gms.y un espesor de 2 mm. y casi 3 mm. en su base.
Tenia una forma de cilindro (ver dibujo en la nota)o capsula abierta, como por una explosion, conservando una de sus bases. La base de cilindro presenta numeros de bajo relieve: 04522 sobre el diametro y 7312 en el borde de la circunferencia. Su consistencia es de un metal duro. Los bordes aparecen como quemados o arrancados por efectos de una explosion. En el interior aparece como oxidado.

LA BUSQUEDA SIEMPRE TRAE BUENOS RESULTADOS.

En este tipo de caso, es muy importante el rol que juega la prensa, donde no solo informa, sino que ademas, se convierte en participe de la posibilidad de conocer de que se trata.

Como habran visto, mucho tuvo que ver en este caso, el diario El Heraldo de Concordia, que nos abrio sus puertas para el inicio de esta investigacion a traves de su actual Director Roberto Caminos, que desde hace años ademas viene acompañando el trabajo de Vision Ovni y el Museo del Ovni, mas alla de su creencia en el tema ovni, pero si desde el respeto por la seriedad y profesionalismo que venimos desarrollando.

Momentos en que Roberto Caminos, nos hace entrega del original de la publicacion del heraldo donde se registran todos los hechos. A partir de este articulo, muchas personas testigos del hecho, fueron localizadas y con las que estamos llevando adelante fuertes busqueda de piezas que aun queden en poder de la gente que ha sido participe en su recoleccion.

Sin dudas este es un caso historico para la provincia de Entre Rios, fundamentalmente. Quiza este caso haya sido el que diera el empujon para formar una division ovni dentro de la Comision de Investigaciones Espaciales, dependiente de la Fuerza Aerea, muchos quiza. Lo que es seguro, que este caso fue estudiado, investigado y analizado por autoridades oficiales, y ahora lo que buscamos es su expediente para pedir su desclasificacion.

UNA INVESTIGACION DE VISION OVNI

Facebook Comments